Donaciones para la ciencia

Poner lo que hablamos sobre los pasos para ser donante.... 

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

Oración al cadáver desconocido

Aún en nuestros días, muchas veces aprendemos la forma y función del cuerpo humano, del cuerpo de un donante que no conocemos, de un donante sin identidad o un mal llamado n.n.

En agradecimiento al Donante Universal, al Nomen Necio, al padre, madre, hijo... que permite a las futuras generaciones de las ramas de la Salud aprender del mejor docente: La misma Muerte.

 

"Al cortar con la rígida hoja de tu bisturí sobre el cadáver desconocido, recuérdate que este cuerpo nacido del amor de dos almas; ha crecido mecido por la fe y esperanza de aquella que en su seno lo agasajó, sonrió y soñó los mismos sueños de niños y de los jóvenes; por cierto amó y fue amado; descansó y vio mañanas felices, y sintió nostalgias por los que se fueron.

Ahora mientras está en la fría plancha negra, sin que por él se hubiera derramado al menos una lágrima, sin que tuviera un solo rezo.

Su nombre, solamente Dios sabe, pero el destino inexorable le dio el poder y la grandeza de servir a la humanidad, humanidad que por él pasó indiferente”.

 

Karl Rokitansky (1876).